cuidar finanzas personales
Ahorro
12/11/2021
Agostina Simeonoff

5 acciones para mejorar tus finanzas personales

¿Qué son las finanzas personales? Las finanzas personales son el manejo y administración del dinero de una persona o familia para proyectar un presupuesto y manejar de forma adecuada los ingresos. Todas las decisiones que se toman financieramente en el día a día afectan directamente nuestras finanzas personales y por ello es importante saber cuidarlas para no generar fugas de dinero innecesarias que nos afectarán a corto, mediano y hasta largo plazo.

Una buena toma de decisiones dentro de las finanzas personales es el primer paso a la libertad financiera, optimizando el dinero, priorizando los gastos, creando nuevos recursos, ahorrando y pudiendo vivir más tranquilos, evitando problemas económicos. A continuación te dejamos 5 consejos para que vuelvas a ganar control sobre tus finanzas personales.

1- Establecer un presupuesto

Controlar y seguir nuestros ingresos y egresos mensuales y anuales es clave al momento de controlar tus finanzas personales. Lo mejor que puedes hacer es anotar en una libreta, un Excel, una app o en las notas de tu móvil cuáles son tus ingresos y cuáles son tus gastos fijos y variables recurrentes. De esta manera, tendrás un panorama de cuánto es el dinero con el que cuentas y cuánto dinero es el que gastas. A partir de ahí deberás fijar metas a corto y largo plazo, para poder determinar cuales son los gastos que puedes reducir o de los cuales puedes prescindir y establecer así un orden de prioridades y un presupuesto adecuado a tus necesidades.

2- Pagar y reunificar tus deudas

Acumular deudas es uno de los mayores peligros para las finanzas personales. Siempre es recomendable saldar tus deudas cuanto antes, ya que un olvido o un impago puede resultar en intereses cada vez mayores. Pagar deudas debería ser una de las primeras prioridades en tu presupuesto, ordenadas por mayor interés al menor. Si además tienes más de una deuda, las distintas fechas de pago y cantidades puede hacer que lidiar con ellas sea una tarea complicada.

En este caso, lo mejor es solicitar un préstamo para reunificar deudas, que te permite cancelar todas tus deudas y tener una única cuota mes a mes. Con un préstamo para reunificar deudas puedes refinanciar tus deudas y eliminar altas tasas de interés. Con este producto financiero, sólo tendrás que pagar una cuota cada mes. Para conseguir un préstamo para reunificar deudas, la mejor solución es un préstamo de garantía hipotecaria de capital privado.

Prestamo Capital es una de las empresas que se dedica a otorgar préstamos privados de garantía hipotecaria para la reunificación de deudas. Con tan solo tu DNI, una justificación de ingresos estables y un inmueble a tu nombre podrás conseguir el dinero que necesitas para cancelar todas tus deudas, enfocarte en una sola cuota y de esa manera poder volver a tomar el control de tus finanzas personales.

3- Reduce tus gastos

La regla básica para poder estar al control de tus finanzas personales es: no gastar más dinero del que ganas. Parece simple, pero no siempre es así. Esta regla es muy fácil de romper si no llevamos un control de nuestras finanzas personales, gastando más de lo que deberíamos o utilizando la tarjeta de crédito sin límite.

Por eso es importante tener un control de lo que gastamos y determinar dónde podemos ahorrar. Por ejemplo, cancelar suscripciones que no utilicemos es una gran forma de ahorrar. Si por ejemplo tienes cuenta en todos los servicios de streaming, puedes priorizar cuáles son los más importantes o utilizar páginas como Pulpo para ahorrar mes a mes. Otras formas de ahorrar es aprovechando descuentos de los bancos o tarjetas, contratar una mejor tarifa de electricidad o gas, entre otras.

4- Define metas de ahorro

Una de las formas más sencillas de motivarnos a ahorrar es determinar una meta clara. Pensar en esta meta nos dará el empujón que necesitamos para comprometernos con la causa.

Un ejemplo sería tener pagar la matrícula del ingreso a la universidad, comprar un nuevo coche, hacer un viaje y más. Una vez que está definida la cantidad de dinero y el plazo, tendrás que dividir el total a ahorrar en la cantidad de tiempo estipulada, para poder ahorrar de a poco y con consistencia. Al hacer esto, tendrás un ahorro determinado que podrás incluir en tu presupuesto, y así obligarte a ahorrar. Si quieres conocer otras técnicas de ahorro, puedes leer este artículo.

5- Invierte o comienza un plan de pensiones

Invertir un dinero es la mejor opción para multiplicar tus ahorros. Una muy buena alternativa es invertir en la bolsa de ahorros y así, el dinero por su cuenta, generará rendimiento a futuro. A su vez, una buena práctica es reinvertir las ganancias que obtienes como inversor, para capitalizar tu dinero.

Como todos los negocios, el mundo de las inversiones tiene sus riesgos, es por eso que recomendamos que antes de hacerlo busques un asesor que pueda guiarte durante este proceso: que te explique donde invertir, como hacerlo, te ayude a identificar cuales son las mejores opciones y cuáles son las operaciones más riesgosas.

Otra alternativa más segura es comenzar un plan de pensiones, un producto financiero de ahorro e inversión. Con un plan de pensiones puedes obtener rentabilidad en el largo plazo con poco o casi nulo mantenimiento.

Esperamos que estos consejos te ayuden a volver a ganar el control de tus finanzas personales ¡y comenzar a tener una mejor relación con el dinero!

Go to Top