período de carencia en préstamos
Ahorro
09/06/2021
Eduardo Laserna Montoya

Qué es el período de carencia en préstamos y cuáles son sus consecuencias

El período de carencia en préstamos es un concepto que hace referencia a distintas etapas en las que el titular de un crédito no tiene que hacer frente al total de sus pagos. En estos casos la entidad crediticia pacta una moratoria, es decir, un período de espera, en el que solo se pagan los intereses, rebajando el total de la mensualidad.

Antes de firmar un préstamo, ya sea hipotecario o de cualquier otro tipo, es muy importante conocer el período de carencia y las condiciones en las que se aplica.

Qué es el período de carencia en préstamos

El período de carencia en préstamos es una fase de tiempo en la que la parte deudora no tiene por qué hacer frente a la totalidad de los pagos. Durante los últimos meses, muchas instituciones de crédito, tanto públicas como privadas, han establecido períodos de moratoria para créditos en particulares y empresas. El objetivo es evitar situaciones de emergencia financiera, aliviando las deudas de pago durante períodos determinados. 

Cuando hablamos de préstamos, especialmente en préstamos a empresas y préstamos hipotecarios, normalmente se suelen establecer períodos de devolución muy prolongados, durante este tiempo, la empresa o particular puede atravesar situaciones muy diferentes, los períodos de carencia sirven precisamente para que el deudor pueda seguir pagando su préstamo, incluso en situaciones financieras complejas. 

En qué situaciones es útil el período de carencia

En estos casos conviene distinguir entre empresas y particulares. Un particular que firma una hipoteca lo hace habitualmente en base a una situación financiera estable, pero pasado un tiempo puede estar en situación de desempleo, puede haber contraído otras deudas, etc., este tipo de situaciones pueden provocar que el pago de la hipoteca se convierta en una obligación inasumible.

En estos casos se puede negociar un período de carencia con el banco, que permita eliminar el pago de la letra, excluyendo habitualmente los pagos de intereses. Una vez excluida la amortización, estamos reduciendo en un porcentaje muy alto el pago de la letra, y por tanto, habremos solventado un problema financiero muy importante. 

Los pagos de amortización que no se llevan a cabo durante este período se pueden integrar en los próximos pagos, un proceso habitual cuando todavía quedan muchas letras por pagar, o bien se puede renegociar el período de devolución, ampliando el plazo. 

En el caso de las empresas el proceso es semejante, sin embargo es importante tener en cuenta la situación global de la empresa, sus expectativas y el volumen de deuda que ha generado.

En estos casos se puede llevar a cabo una reunificación de deuda, o bien se pueden aplicar períodos de carencia en varias de sus obligaciones. Una vez que la empresa recupera su actividad y su volumen de ingresos, la moratoria se cancela para recuperar el pago habitual de deudas. 

¿Cuál es el plazo habitual en períodos de carencia?

Cada institución crediticia aplica sus propios períodos, que pueden ser muy diferentes dependiendo de la situación de cada empresa o particular.

En Prestamo Capital tenemos un objetivo, ayudarte a hacer frente a tus deudas ofreciéndote las mejores soluciones de pago, por eso establecemos períodos de carencia de préstamos que llegan a los 10 años, en este período solo estarás obligado a pagar los intereses.

Disponemos de planes de pago flexibles que negociamos personalmente caso a caso. Tenemos en cuenta tanto tu situación económica actual como tus proyectos futuros, por eso establecemos planes de pago adaptados a ti, con períodos de carencia de hasta 10 años si lo necesitas. 

¿Qué condiciones se aplican a los períodos de carencia?

Al igual que los plazos, las condiciones en el período de carencia en préstamos también varían en función de cada institución de crédito, algunas incluso no contemplan períodos de moratoria.

En general, para acogerse a un período de carencia en préstamos será necesario demostrar que la empresa o particular atraviesan una situación financiera compleja. Una situación de desempleo o una renegociación de deudas en el caso de una empresa suelen ser motivo suficiente como para establecer una moratoria.

Es importante señalar que tanto para clientes como para instituciones financieras, el período de carencia es positivo, siempre que se pueda reconducir la situación. Si no existiera este tipo de pacto entre instituciones y particulares se llegaría a situaciones de embargo y cese de actividad en el caso de las empresas, una situación que en realidad no beneficia a ninguna de las partes. Mediante la negociación de un período de carencia conseguimos que una sociedad o una persona pueda retomar el pago de sus deudas, evitando esta obligación durante períodos determinados, que suelen ser en su mayoría puntuales. 

¿Cuánto tiempo pasa desde la solicitud hasta el comienzo del período de carencia? 

Con Prestamo Capital este proceso es inmediato. Contactas con nosotros y nos encargamos de evaluar tu situación, en pocos días recibes la respuesta de nuestro equipo y, si el proceso es correcto, cancelamos la amortización de tus deudas de inmediato durante el tiempo pactado.

Es muy importante recordar que la cancelación no es absoluta, el deudor deberá hacer frente siempre al pago de los intereses, que representa un porcentaje muy inferior respecto a la parte de la letra que se deja de pagar. En cualquier caso, la parte que representan los intereses sí debe abonarse mes a mes. 

Las mejores condiciones para tus préstamos con Prestamo Capital

Sabemos que para nuestros clientes es muy importante recibir sus préstamos en las mejores condiciones, por eso establecemos cláusulas que te permiten pagar tus deudas cómodamente, incluso en períodos de dificultad financiera. No importa si solicitas un crédito para tu empresa o si necesitas un préstamo particular, siempre que dispongas de la titularidad de una propiedad inmobiliaria podrás contactar con nosotros y recibir tu préstamo en las mejores condiciones, con el apoyo de una institución de crédito privada de referencia y con todas las garantías. Contacta ahora con Prestamo Capital y solicita tu préstamo con garantía inmobiliaria con las condiciones que necesitas.   

 

 

Go to Top