Pedir un préstamo
Financiación
09/01/2024
Giuseppe Tremamunno

¿Cuándo conviene pedir un préstamo?

Seguramente te has preguntado en qué ocasiones es recomendable pedir un préstamo. A decir verdad, son muchas las situaciones en las que es una buena opción, como por ejemplo, si piensas comprar una casa, cambiar el coche o si necesitas responder por deudas pendientes.

No obstante, independientemente de los motivos que tengas, es crucial saber en qué consisten los créditos y cuáles son sus implicaciones. Antes de tomar una decisión, plantéate si realmente necesitas dinero urgente o si tienes otras alternativas. En este artículo, te ayudaremos a aclarar qué escenarios son propicios para solicitar financiación.

¿Existe la “deuda buena”?

Si bien es cierto que pedir un préstamo es una opción que te ayuda a salir de apuros y situaciones de apremio, no es el camino en el 100% de los casos. En general, te convendrá solicitar un crédito cuando se trata de una “deuda buena”, pero ¿qué es exactamente esto?

En palabras simples, hablamos de las deudas que se adquieren con el objetivo de obtener un bien necesario o invertir para incrementar los ingresos en el futuro. En múltiples casos, los préstamos son la única vía para tener solvencia rápida si quieres realizar una compra grande, que será a largo plazo.

En estos supuestos, solicitar financiación es una buena idea, siempre que se pague en cuotas flexibles de acuerdo con tu situación económica. El Banco de España recomienda que no destines más de 35% de tus ingresos mensuales al pago de deudas relacionadas con préstamos y otras obligaciones.

Si optas por pedir un préstamo con motivo de una “deuda buena”, ten presente lo anterior para no superar tu capacidad de endeudamiento. Algo que debes tener claro es que también existen las “deudas malas” en las que no conviene contratar créditos adicionales. En este sentido, asegúrate de evaluar tus posibilidades antes de decidirte.

{"Form":"Form_Progressive","Detalle_de_Fuente_PC":"WD04FORM","GCLID":"","IdAfExterno":"","Form_version":"7.9"}

 

Situaciones en las que conviene pedir un préstamo

Ante una inminente necesidad financiera, pedir un préstamo puede ser una solución eficiente. Sin embargo, como destacamos con antelación, hay situaciones puntuales en las que se recomienda mucho más que en otras recurrir a entidades financieras o bancos. Algunos de los escenarios en los que un crédito puede ser útil son:

Reunificar deudas

Si te encuentras sobresaturado con gran cantidad de deudas a las que no puedes responder, pedir un préstamo no solo es una vía de escape, sino una medida inteligente. La reunificación de deudas te permite unir todos los pagos en un solo préstamo, lo que te ayuda a responder por una sola cuota mensual.

Uno de los beneficios más importantes de unificar todos los créditos pendientes en una sola mensualidad es que podrás optar por una tasa de interés mucho más baja. Además, evitarás tener que hacer varias gestiones de pago al mes. Este es el mejor camino para recuperar el control sobre tus finanzas.

Comprar un coche

Invertir en un coche supone un ahorro importante a largo plazo, tanto de dinero como de tiempo. Sin embargo, costear un vehículo en su totalidad es bastante complejo para la mayoría de los españoles. De acuerdo con tus necesidades y posibilidades, puedes solicitar préstamos para financiar un coche.

Pagar estudios

Estudiar en España es bastante costoso. Si no tienes dinero para tu universidad o la de tus hijos, es recomendable pedir un préstamo para estudios. De todas las situaciones posibles, este caso es uno de los que mejor se proyecta en el futuro. La inversión en una carrera universitaria es garantía de progreso profesional a largo plazo.

Comprar una vivienda

Si estás pensando en comprar tu casa, puedes solicitar un préstamo hipotecario que te ayudará a financiar una parte de la propiedad usándola como garantía. Esta inversión te permite contar con seguridad de una vivienda propia.

Reformas en el hogar

Pedir un préstamo para reformas en el hogar te permite mejorar espacios, ampliar áreas de la casa, adquirir electrodomésticos o cualquier otro artefacto que necesites para ambientar tu propiedad. Generalmente, es complicado tener el capital suficiente para un proyecto de reforma importante, por lo que un crédito es la mejor opción.

¿Qué tener en cuenta antes de pedir un préstamo?

Pedir un préstamo es una decisión financiera de gran relevancia que debes manejar con precaución. En este sentido, antes de tomar una decisión, asegúrate de considerar los siguientes factores claves:

  • Ratio de endeudamiento: esta medida te permite saber cuánto dinero de tus ingresos estás usando para pagar deudas. Si piensas solicitar financiación, el primer paso es calcular tu ratio de endeudamiento en su totalidad. Esto quiere decir que debes incluir tanto las deudas que ya tienes como la que piensas adquirir. Si obtienes un ratio elevado, es posible que tu situación financiera se encuentre demasiado comprometida.
  • Otros préstamos: evalúa todos los créditos contratadosantes de asumir una nueva carga financiera. Esto incluye hipotecas, préstamos estudiantiles, tarjetas de crédito y cualquier otra obligación financiera. Tener un conocimiento claro de tu carga de deuda total te ayudará a determinar si puedes manejar una nueva obligación.
  • Estabilidad laboral: evidentemente, es un factor clave para evaluar tu capacidad de pagar un préstamo. Los prestamistas prefieren prestatarios con empleo estable y continuo. Antes de solicitar un préstamo, reflexiona sobre la seguridad de tu trabajo actual.
  • Capacidad de pago: analiza tu capacidad actual y futura de pago. Calcula cuánto puedes destinar mensualmente al pago del préstamo sin comprometer tu capacidad para cubrir tus gastos esenciales. Asimismo, considera posibles cambios en tus ingresos y gastos en el futuro.

Además de tener presentes todos estos aspectos antes de pedir un préstamo, analiza las condiciones del producto financiero que deseas contratar, así como el tipo de interés.

Si buscas las mejores opciones de financiamiento, en Prestamo Capital podemos ayudarte. Contamos con préstamos de garantía hipotecaria ajustados a tus necesidades. Si tienes una casa o piso a tu nombre sin hipoteca o con poca carga pendiente, puedes solicitar financiación a través de nosotros.

Para mayor información, completa el formulario y en 24 horas nos contactaremos contigo para orientarte sobre cómo elegir el crédito ideal.

¿Necesitas dinero urgente? ¡Pídelo HOY mismo!

{"Form":"Form_Progressive","Detalle_de_Fuente_PC":"WD04FORM","GCLID":"","IdAfExterno":"","Form_version":"7.9"}

 

Go to Top